Ajo, ¿es verdad que repele vampiros?

Además de sus usos culinarios como alimento y condimento, el ajo se ha utilizado desde antiguo como medicamento, al que se le han atribuido numerosas propiedades: contraveneno, curativo de tumores y cicatrizante de heridas, diurético, apaciguador de dolores cólicos y especialmente, durante la Edad Media, como remedio contra la peste.

El ajo es una planta de la familia de las Liliáceas  (Allium sativum L.) originaria de las estepas asiáticas, introducida en Europa desde hace más de 4000 años. Es una planta bulbosa con sólo hojas en las base, lineares y planas y flores blanco-rosadas, en umbelas generalmente estériles y que antes de la floración están envueltas por una bráctea membranácea. Se emplea su bulbo, que está formado por varios gajos o dientes, de color blanquecino o rosado y de sabor fuerte y picante.

AjoContiene azúcares como sacarosa y fructosanas, vitaminas A, B1, B2 y C y principalmente aliína que al trocear el ajo se transforma enzimáticamente en aliicina, principal responsable de su actividad junto con otros productos derivados de ella como disulfuro de alilo, que le confiere el olor característico (es altamente volátil: ).

Propiedades terapéuticas: son muchas las acciones demostradas en estudios científicos como ANTISÉPTICO y BACTERICIDA en infecciones del tracto digestivo y respiratorio a la vez que ejerce sobre éste último acciones balsámicas y expectorante, como ANTIAGREGANTE PLAQUETARIO, VERMÍFUGO (expulsa gusanos intestinales), HIPOTENSOR, disminuye tasas de COLESTEROL y TRIGLICÉRIDOS, mejora los procesos de INSUFICIENCIA VASCULAR PERIFÉRICA y además es DIURÉTICO por las fructosanas.

Forma de uso:

     Polvo: troceado en forma de polvo se dosifica en cápsulas o grageas de 300 mg y se recomienda tomar 3 veces al día.

     – Tintura: por maceración del ajo fresco en alcohol se prepara la tintura para tomar 2-4 mL 3 veces al día.

     – Extracto oleoso: cuando se emplea aceite para la extracción se obtiene un extracto oleoso que se comercializa preparado en forma de perlas.

En raras ocasiones puede producir alteraciones gastrointestinales y reacciones alérgicas.

CURIOSIDAD–> Existe una serie de enfermedades enzimáticas ydibujo dracula y ajos hereditarias relacionadas con el grupo HEMO (el portador del hierro y formador de los glóbulos rojos). Estas enfermedades llamadas en su conjunto “Porfírias” tiene una serie de síntomas relacionados por esta falta de enzima que les incapacita para sintetizar glóbulos rojos y por tanto renovar la sangre adecuadamente. Una de ellas, la llamada Porfíria Eritropoyética Congénita, hace que los que la padecen tengan entre otros los siguientes síntomas: una piel y ojos muy sensibles a la luz del sol (fotosensibilidad), fragilidad ósea, coloración dental oscura, anemia constante (con lo que necesitan aporte externo de sangre) y cierto rechazo al ajo debido a que su sustancia volátil anteriormente citada, disulfuro de alilo, destruye el grupo hemo con lo que provoca un empeoramiento de la enfermedad. Con todo esto es muy probable que el famoso y temido Drácula fuese un porfírico y que realmente no tolerar el ajo.

En qué piensas si oyes “Cola de caballo”?

Lo primero que se nos puede venir a la mente, es simplemente eso, la cola de un caballo. A los que somos de tierra ecuestre, es lo más normal, hasta que aprendemos que existe una planta a la que se le llama así. Su nombre científico es Equisetum arvense L. y tiene un aspecto tal que así:

Cola de caballoEsta planta herbácea y sin flores se utilizaba antiguamente, por las asperezas de los depósitos de sílice que tienen sus tallos, para pulir los objetos de plata y estaño.

Es frecuente en terrenos húmedos, campos de cultivo, bordes de ríos y terrenos no cultivados, donde puede alcanzar hasta un metro de altura. Tiene los tallos articulados y estriados con nudos envueltos por vainas que acaban en dientes agudos. Presenta dos tipos de tallos diferentes:

– los estériles que son verdes y ramificados y

– los fértiles, no ramificados, blanquecinos y terminados en un cono negro que contiene las esporas.

Su nombre científico, Equisetum arvense L., se traduce por árbol de cola de caballo, haciendo referencia las ramificaciones de los tallos estériles que le dan el aspecto deshilachado de la cola de los caballos.

En medicina se utilizan sólo los tallos estériles que son ricos en sales minerales de silicio, potasio, manganeso y magnesio, flavonoides y taninos.

Propiedades terapéuticas: sus acciones son diversas:

diurética, por sus sales potásicas y flavonoides, debido a esta acción es muy utilizada como ayudante en las dietas de adelgazamiento para eliminar líquidos.

remineralizante, por el silicio y magnesio en fracturas, convalescencias, fatiga y anemias

– hemostásica, por lo taninos y flavonoides

Ademas mejora y aumenta la elasticidad de los tejidos.

Forma de uso:

En CÁPSULAS de 0,5 a 1 gramo tomando 2 ó 3 veces al día.

En DECOCCIÓN dejando hervir la planta durante 5 minutos en una proporción de 20 gramos por litro. Esta decocción puede utilizarse por varias vías:

     – oral tomando 2 ó 3 tazas por día

    – para uso externo, como hemostático y cicatrizante de heridas se utiliza la decocción al 5% en forma de lavados o compresas y para las llagas de la boca se pueden usar en gargarismos.

No se han de seguir tratamientos prolongados con esta planta, ya que puede resultar tóxica, ni utlizarla durante el embarazo.

Otras denominaciones: Ciennudillos, limpiaplata, junquillo.